Consiste en el estudio de la rigidez arterial por métodos no invasivos  y una puesta a punto de múltiples variables que inciden en que perdamos elasticidad en nuestras arterias (arterioesclerosis), además de que seamos más susceptibles a la oxidación y con ello a la aterogénesis. De esta manera evitaremos los eventos cardio-neuro-vasculares y disfrutaremos de más salud en nuestros años.