La industria y la sanidad actual los ignora, la ciencia y los estudios sin intereses los objetivan, tenemos que elegir el camino, pero que no le falte la información, Dr. Cubrias

 

1) Consuma ALIMENTOS REALES, idealmente locales, frescos y orgánicos. Los alimentos procesados y empacados son una fuente común de sustancias químicas como el BPA y ftalatos. Lave bien sus productos frescos, especialmente si no son orgánicos.
2) Elija la carne y productos lácteos de animales de pastoreo criados de manera sustentable para reducir su exposición a las hormonas, pesticidas y fertilizantes. Evite la leche y otros productos lácteos que contengan la hormona de crecimiento bovino recombinante (rBGH o rBST) transgénica.
3) En vez de consumir pescado convencional o de piscifactoría, el cual a menudo está altamente contaminado con PCB y mercurio, tome suplementos de aceite de kril de alta calidad o consuma pescado salvaje y cuya pureza haya sido analizada, así como el salmón salvaje de Alaska.
4) Compre productos que vengan en botellas de vidrio en vez de plástico o latas, ya que los químicos se filtran de los plásticos (y los recubrimientos de plástico de las latas) hacia su contenido; tenga en cuenta que los plásticos “sin BPA” comúnmente tienen otros interruptores endócrinos químicos que son tan malos para usted como el BPA.
5) Almacene sus alimentos y bebidas en recipientes de vidrio, en vez de plástico y evite utilizar plástico para envolver sus alimentos.
Utilice biberones de vidrio.
6) Reemplace sus ollas y sartenes antiadherentes por utensilios de cerámica o cristal.
7) Filtre su agua para beber y para bañarse. Si sólo puede permitirse una, filtrar el agua para bañarse podría ser más importante, ya que la piel absorbe los contaminantes. Para eliminar el herbicida interruptor endócrino Atrazina, asegúrese de que su filtro esté certificado para hacerlo. De acuerdo con el Environmental Working Group (EWG), el perclorato puede filtrarse sin un filtro de ósmosis inversa.
8) Busque productos que sean fabricados por compañías ecológicas, que respeten a los animales, sustentables, con certificación orgánica y sin transgénicos. Esto aplica a todo, desde alimentos y productos de cuidado personal hasta materiales de construcción, alfombras, pintura, artículos de bebé, muebles, colchones y otros.
9) Utilice una aspiradora con un filtro HEPA para eliminar el polvo contaminado de su hogar. Esta es una de las mayores rutas de exposición a los químicos resistentes al fuego para usted, sus hijos y mascotas.
10) Cuando compre productos nuevos, como muebles, colchones o relleno de alfombra, considere comprar las variedades resistentes al fuego que contengan materiales naturalmente menos flamables, como cuero, lana, algodón, seda y Kevlar.
11) Evite la ropa, muebles y alfombras resistentes a las manchas y al agua, para eludir los químicos perfluorados (PFC).
12) Asegúrese de que los juguetes de su bebé no contengan BPA, como los chupones, anillos para la dentición, así como cualquier objeto que su bebé pudiera chupar o masticar – incluso los libros, que a menudo están plastificados. Se aconseja evitar todos los plásticos, en especial las variedades flexibles.
13) Utilice productos de limpieza naturales o hágalos usted mismo. Evite aquellos que contienen 2-butoxietanol (EGBE) y metoxidiglicol (DEGME) – dos éteres de glicol tóxicos que pueden comprometer su fertilidad y ocasionar daños al feto.
14) Reemplace su cortina de vinil con una de tela.
Reemplace sus productos de higiene personal (tampones y toallas sanitarias) por alternativas más seguras.
15) Utilice productos de baño orgánicos, como shampoo, pasta dental, antitranspirante y cosméticos. La base de datos Skin Deep del EWG11 puede ayudarle a encontrar productos de cuidado personal sin ftalatos y otros químicos potencialmente peligrosos.
Busque productos sin fragancia. Las fragancias artificiales pueden contener cientos – o hasta miles – de sustancias químicas potencialmente tóxicas. Evite los suavizantes de ropa y las toallitas para secadora, que contienen una mezcla de sustancias químicas y fragancias sintéticas.

Fuentes:
• 1 Unacceptable Levels” website
• 2 National Food Institute March 19, 2015
• 3 The Guardian June 23, 2015
• 4 Fluoride Alert: Water Fluoridation
• 5 New York Times June 23, 2015
• 6 Daily Kos March 18, 2015
• 7 SF Gate March 16, 2015
• 8 US News March 18, 2015
• 9 Science Insider June 23, 2015
• 10 The Hill June 10, 2015
• 11 EWG Skin Deep Cosmetics Database